Con la suma de pequeñas aportaciones se puede hacer mucho. Ser el protagonista de ese mucho significa formar parte del trabajo de la Fundación Mainel en cooperación al desarrollo. Es muy sencillo, sólo hay que seleccionar la forma.